Crea Tu Viaje

Lo mejor que hacer en Vietnam

Los paisajes son impresionantes, la gente local es amable y la comida es exquisita en todos los sentidos. Hay demasiadas cosas que decir sobre Vietnam, pero lo que hace que este país sea único es la gran cantidad de experiencias increíbles y cosas extraordinarias que puedes hacer aquí. En este artículo, compartimos contigo nuestra lista de lo mejor de Vietnam, que, ojalá, aparecerá pronto en tu propia lista de cosas favoritas de Vietnam.

Pasear por el casco antiguo de Hanói, ¡y perderte! 

Hanói- el corazón de Vietnam- es el lugar más complejo, vibrante y apasionante que los viajeros han visto en su vida. Aquí puedes experimentar la vida moderna en contraste con el pasado, las noches de fiesta más salvajes y la tranquilidad, el simple estilo de vida local y el lujo más absoluto. Una de las cosas más interesantes que hacer cuando visitas la capital de Vietnam es simplemente pasear por sus calles y perderte en ellas. Cada calle tiene su propio significado, su propia “cultura” y su propósito específico, con todas las tiendas en cada una vendiendo el mismo tipo de producto. Encontrarás una calle de libros, una calle de cosas del hogar o incluso (¿por qué no?) una calle de ropa interior. Puedes pararte a comprar una camiseta, un panecillo recién horneado o cualquier otra cosa más exótica mientras paseas por el casco antiguo. Espera hasta la tarde para perderte por él, cuando el barrio antiguo realmente se llena de vida. Vas a descubrir que el casco antiguo está conectado de alguna forma en una manera misteriosa y mágica. Esta conexión puede verse en un encantador, aunque minúsculo callejón en el que haya algún vendedor de deliciosa comida callejera o un fantástico club de copas, ¿quién sabe?

Comprar una camiseta de Vietnam y llevarla con orgullo:

Puede que no quieras que te pillen en tu ciudad llevando una camiseta de algún color chillón y un mapa de tu país en ella. Pero en Vietnam, puedes llevar las camisetas típicas de recuerdo con orgullo. Hay muchos eslóganes que puedes elegir, desde el “iPhở” en vez del “iPhone”, o “Vietnam 2017”, “Good morning Hanoi” y “Hanoi Beer” entre muchos otros diseños. El 100% de humedad que experimentarás aquí te obligará a cambiarte de camiseta unas tres veces al día, lo que supone una excusa perfecta para comprarte camisetas nuevas. No te preocupes, una camiseta vale solamente uno o dos dólares.

Probar un vaso de la cerveza más barata del mundo:

Estando en el país de la famosa Bia Hoi- la cerveza más barata y sabrosa del mundo -, rechazar un vaso de esta es un crimen absoluto. Costando cerca de veinte céntimos por un vaso gigante, puedes pasarte toda la noche bebiendo y gastarte como máximo cinco dólares. La cerveza es elaborada localmente cada día (lo que significa que es totalmente fresca) y es la bebida perfecta para un caluroso día de verano. Sabe mejor si se toma sentado en una pequeña silla de plástico en una esquina de la ciudad como por ejemplo en el Beer Corner de Hanói, aunque puede encontrarse en todo el país sin buscar demasiado.

Encender una linterna en Hoi An:

A ambos lados del río Thu Bon, la ciudad antigua de Hoi An es tan hermosa, con sus muchas casas añejas y tan llena de los colores que vienen de las linternas encendidas, que te será difícil creer que es real. Puedes disfrutar de la sensación de actuar en una clásica película romántica al comprar linternas de papel en el puente principal o en cualquier sitio cerca del río y encenderlas y tirarlas en el agua. Al pasear por las calles peatonales que huelen a incienso y flores frescas (que crecen cerca de los edificios antiguos), y encender una linterna y observar como desaparece con la corriente del río, sentirás que estás en un lugar muy especial.

Ir de compras a… ¡un barco tradicional del delta del Mekong!

Ir de compras en Vietnam es algo que desde luego no quieres perderte mientras estás visitando el país. Hay muchos tipos de mercados diferentes aquí, como los mercados rurales, los de montaña y, especialmente, los mercados flotantes. Disfruta de una sesión de compras en un barco tradicional del delta del Mekong, llevando puesto un gorro cónico, flotando a lo largo de los estrechos canales, comprando cocos o comiendo en un restaurante flotante. Seguramente en ese momento pienses: “¡wow, Vietnam!”

Pasea por la ciudad imperial de Hue en carruaje:

Si quieres sentirte como un viajero en el tiempo (¡cualquiera querría!), visita Hue. Esta antigua capital de Vietnam – la ciudad imperial – te llevará miles de años al pasado, hasta el antiguo reino feudal vietnamita, con su grandeza de mausoleos reales y comida exquisita, creada para el paladar de los emperadores pasados. Una de las mejores sensaciones es pasear por la ciudad montado en un carruaje de caballos tradicional y elaboradamente decorado, ¡siéntete como un rey!

Tomar una clase de moda en los pueblos de las tierras altas:

¿Te crees un gurú de la moda? Entonces necesitas visitar las tierras altas de Vietnam, para experimentar las costumbres étnicas culturales y observar sus trajes elaborados creativamente y disfrutar de la inventiva indígena que en ocasiones supera a los diseñadores de alta costura de París. ¿Crees que puedes combinar ropa con todas esas capas y colores como en la foto de abajo, y mostrar tanto estilo?